Sin categoría

El pacto/ antonio regalado/ bahía de itaca

La Ley de Presupuestos es pilar sobre la que se construye el bienestar año tras año. La presidenta Maria Dolores de Cospedal presentó para 2013 unas cuentas públicas  realistas, calificándolas de austeras y duras en el deseo de que “nos permitirán salir de la crisis y crear empleo”. Estas son las cifras globales:  8.290 millones de euros, de los que 7.325 van destinados a operaciones financieras, con un techo de gasto de 5.648 millones. El 85% de esta cantidad (4.800) se destinan a Sanidad, Educación y Asuntos Sociales. A primera vista el gasto social no desciende y  eso sí, se acaba con la desviación de gasto (1.577 millones del último presupuesto Barreda). La Junta asegura que se cumplirá con el objetivo de déficit (del -7,3 al  -1,5% del PIB). Ahora solo cabe esperar que la partida de ingresos no tenga que ser complementada con una millonada de “hispanobonos” que aumentarían la deuda y la miseria, tras el plácet comprensivo del ministro Montoro. Los populares han pedido a los socialistas que se sumen al “pacto presupuestario 2012” pero exigen estímulos económicos, más ayudas a los parados, inversión en nuevas  estructuras y anulación de los recortes en sanidad y educación. Page, decepcionado por la reforma electoral, quiere discutir las cuentas públicas entre amos partidos porque teme que cuando entren en las cortes regionales se impondrá el “rodillo” de la mayoría absoluta. “Tenemos ganas de ayudar, pero complejo de tontos no tenemos» dijo en Talavera, recientemente. La gravedad de la situación -con la prima de riesgo española frisando de nuevo los 500 puntos, o sea, al borde de la intervención- implica generosidad política y mucho patriotismo. Es la hora de la política con mayúscula no de la mezquindad de los partidos. Votar los Presupuestos de CLM, mejorados por el PSOE si no se altera el montante final, seria un buen camino para negociar cuestiones como el agua y los trasvases. Rubalcaba ha hecho un primer llamamiento a la unidad nacional “porque si vamos juntos saldremos antes de la crisis”. Bono, desde su retiro espiritual expurgando sus memorias, insiste ante quien quiera escucharle que “lo que se necesita con urgencia es un gobierno PP-PSOE que firme unos Pactos de la Moncloa II y aborde la reforma de la Constitución para que la crisis y el nacionalismo separatista no se lleve a España por delante”.¿Por qué no iniciar esa andadura del pacto en CLM cuando la presidenta de los castellano-manchegos es la secretaria general del partido que sustenta el Gobierno y García-Page el líder socialista en la Región y hombre próximo al jefe de la oposición en el Congreso? La sombra de las situaciones en Grecia y Portugal que se proyecta sobre nuestras cabezas es demasiado alargada. Solo con pactos a todos los niveles podremos exigir a Bruselas que nos ayude y así recuperar  la confianza y la credibilidad exterior porque, a pesar del esfuerzo con esta economía de guerra, cumplimos. Sin pactos no hay futuro. Ni para nosotros, ni para nuestros hijos. ni para los hijos de nuestros hijos.