La guerra del agua

Urge un Plan Hidrológico Nacional. Y nadie mejor para liderar ese Pacto por el Agua que Emiliano García-Page. Los trasvases deben ser el principal asunto del orden del día   en su encuentro con Rajoy.

 

Perimetrar el agua



POR ANTONIO REGALADO

El Ebro guarda silencio al pasar por el Pilar. El Júcar agoniza. Y el Tajo ha muerto de dejadez y de hastío. Los embalses de Entrepeñas y Buendía, que amamantan el trasvase al río Segura han alcanzado sus mínimos históricos. En su visita a la zona, el presidente Emiliano Garcia-Page ha comprobado que no hay agua. Y cuando no hay agua no se puede repartir. Partamos del hecho de que el agua es de todos, que los ríos son de todos y que la solidaridad hídrica la viene practicando nuestra comunidad desde 1979, es decir, durante casi toda la democracia.

Proyecto colectivo

El trasvase Tajo-Segura fue ideado en 1902 pero no sería hasta 1932 siendo entonces ministro de Obras Públicas el socialista Indalecio Prieto, cuando éste encomendara al ingeniero Manuel Lorenzo un Plan Nacional de Obras Hidráulicas para el aprovechamiento de aguas. En el proyecto incluyó el trasvase Tajo-Segura. El agua se derivaría desde los embalses citados en el río Tajo al Segura a través de la presa de El Talave. La falta de recursos impidió comenzar las obras que no se iniciarían hasta 1966. Las primeras aguas trasvasadas llegaron en 1979, recién estrenada la democracia

La ley de Explotación y de Régimen Económico 52/1980 de 16 de octubre establecía los volúmenes de trasvase en esta primera fase de ejecución: 400 Hm cúbicos para regadíos y 110 para abastecimiento. La Ley de 2015 fija a partir de 600 Hm/3 las aguas excedentarias susceptibles de trasvasar. Pero, como dicen los técnicos hay que tener en cuenta otros factores medioambientales, como las sequías pronunciadas, márgenes de los ríos, riegos ilegales, caudales mínimos, limpieza de aguas, sostenibilidad y desarrollo.

Desde la instauración de la Constitución del 78 y el reconocimiento de los gobiernos autonómicos, -incluso en tiempos preautonomicos-, los contenciosos administrativos entre territorios ha sido permanente. La guerra (del agua) no ha terminado.

Enfrentamientos políticos

Desde La Moncloa se han autorizado trasvases periódicos más allá de si las lluvias, los caudales y el almacenamiento lo permitían. Y esa actitud sectaria ha terminado perjudicando siempre a Castilla-La Mancha. Por cierto, la única región cedente (y sin excedentes) de agua en España. Baste señalar que los pueblos ribereños de los embalses castellano-manchegos y varias decenas de poblaciones más por donde discurre el viaducto son abastecidos con cisternas desde hace años. Y, en especial, este verano infernal.

IMG_0740
Los gobiernos centrales no han abordado nunca el problema del agua. Además, las hostilidades entre partidos políticos (PP y PSOE) se mantienen desde los años 90. Populares y socialistas de Castilla-La Mancha se han enfrentado abiertamente a sus compañeros de Aragón, Valencia, Murcia y Andalucía (las aguas del trasvase riegan y calman la sed de buena parte de Almería), hasta el punto de que el PLAN HIDROLÓGICO NACIONAL no figura en ningún Programa electoral desde el año 2000. Fue el presidente José María Aznar quién a principios de siglo consiguió fondos comunitarios por valor de 3.000 millones de euros para iniciar el PHN que permitiría aprovechar los recursos sobrantes del Ebro y garantizar el abastecimiento al Levante y al sureste. Apenas lo aprobó al final de su segundo mandato, el PSOE se posicionó en contra. Y los nacionalistas. Y hasta el PP aragonés de Luisa Fernanda Rudi.

Unidad de cuenca y sectarismo
Después de la tragedia del 11-M, las elecciones generales del 14 de marzo, volcaron los resultados. Y un Rodriguez Zapatero desnortado, tras repatriar de manera obscena a las tropas españolas en Irak, anuló el PHN. Desde entonces, ni un solo partido ha considerado que el Pacto por el Agua es una necesidad. Los socialistas iniciaron su alternativa acuática de la mano de la visionaria Cristina Narbona, con una política de desaladoras imposibles dónde se invirtieron 17.000 millones para nada. Rescato una idea de José Bono, tras la última riada del Ebro: ¿cómo puede ser rentable dejar que miles de millones de libros de agua dulce lleguen al Mediterráneo y luego haya que desalarla para hacerla potable? Pues eso.

Y ahí estamos, en el mismo punto muerto, dieciséis años y cinco elecciones generales después, sin que ora gobierno, ora oposición, hayan dado un solo paso al frente para acabar con la sequía. Con un agravante: a día hoy, los “parlamentos regionales han hecho piña (clan) para blindar “su agua”. Y su sectarismo. Se defiende el principio de unidad de cuenca” como si se tratara de un dogma totalitario. ¿Dónde queda la solidaridad con los que tienen sed? El diálogo intercomunitario es estéril. Nadie habla con nadie. Todo se resuelve con amenazas, querellas y tribunales. Y el gobierno de Rajoy no tiene ni una iniciativa (ni buena ni mala) para buscar soluciones que no sean el decretazo.


Liderar el Pacto

 

Fue el Foro de ABC el que convocó en Madrid a representantes de los  gobiernos regionales de Aragón, Castilla-La Mancha, Murcia, Comunidad Valenciana y regantes del Segura. La conclusión fundamental al reto de que “el agua es un bien escaso”, se resume en este titular: Moncloa, tenemos un problema. Pero el Gobierno de la nación, sigue mudo. Urge un Plan Hidrológico Nacional. Y nadie mejor para liderar ese Pacto que Emiliano García-Page. Los trasvases deben ser el principal asunto del orden del día de ese encuentro solicitado a Rajoy

Mientras tanto, nuestras Cortes apuestan, sensatamente, por el “trasvase cero” mientras los dos embalses de cabecera sigan por debajo del 15 por 100 de capacidad. Los valencianos quieren un acto “bilateral” con Toledo. Los murcianos siguen exigiendo agua aunque no exista, como si se tratara de un derecho de pernada. Y los almerienses siguen con sus invernaderos apurando cada litro gota a gota.

Ni de izquierdas ni de derechas

Han bastado seis semanas a casi 40 grados, una espuma inmunda abrazando la capital imperial, un Tajo irreconocible a su paso por Talavera y varios incendios devastadores como el Yeste (Albacete) para darnos cuenta de que estamos instalados en la mitad del desierto y de que el agua es un bien escaso. Tiene razón el presidente Page: el agua no es de izquierdas ni de derechas. Y añadió certeramente: “pero no la hay”.

Es el momento de perimetrar el agua de nuestros embalses y de actuar en consecuencia. Comprobaremos cómo y cuánto se han reducido las superficies y la profundidad de nuestras costas insulares. Y veremos que el déficit hidráulico no es menor que el déficit y la deuda 1,138 billones de Euros. ¿Cuál es nuestro déficit hídrico en agosto? Nuestra tierra es la más afectada por la sequía y por los trasvases. ¿Podremos garantizar el consumo humano?

Por ello, creemos que las primeras y mejores iniciativas deben partir del nuevo gobierno de bronce -aleación de cobre y estaño- entre PSOE y Podemos. El agua, la educación, las pensiones, el empleo y la unidad de la Patria son nuestros problemas más urgentes. Tenemos sed de soluciones. Y en el caso del agua se trata de voluntad política. Nada más, nada menos. De valentía cívica. No más cobardía de los partidos políticos. Agua de todos para todos. Distribución solidaria.

Las estadísticas de las últimas décadas confirman que los ciclos hídricos están cambiando. Más sequías, más inundaciones. El cambio climático condiciona ya nuestro futuro. Sin agua, no hay turismo, no hay regadíos, no hay trabajo, no hay vida.

 

el delito de perder el tiempo/antonio regalado

Rescatando el pasado de archivo de ABC

El delito de perder el tiempo.

POR ANTONIO REGALADO Lunes , 10-05-1

Hace bien Rajoy en no dejarse chantajear por Montilla, el puntillero del TC, con el plácet de Zapatero. El PP no retirará el recurso al Estatut porque sencillamente es anticonstitucional de principio a fin. Y hace muy bien María Dolores de Cospedal en rechazar el Pacto por la Educación de Gabilondo porque se trata de una milonga que consagraría que el español no se pueda estudiar en toda España; además, evita que se impulsen reformas para combatir el fracaso escolar (30%) y no permite enseñanzas comunes en historia o geografía. En suma, se perpetúa la LOGSE. Son los pactos-trampa del presidente del Gobierno para tomarse una foto y un respiro antes de que nos aniquile el tsunami griego.

El acuerdo del miércoles sobre las Cajas estaba ya descontado. Y la distancia PSOE-PP se agranda y nos empuja hacia el abismo. Ni reforma laboral, ni reducción del déficit ni de la deuda. Mientras tanto, 4,6 millones de parados estabulados terminarán invadiendo las calles al estar dolorosamente hartos de tanta incompetencia política. Uno lee los periódicos cada mañana y la corrupción y el insulto son el denominador común. Hasta Isabel Pantoja es una presunta corrupta por blanquear (presuntamente) dineros de su infante don Julián, el de Cebreros afincado en Marbella.

IMG_0630

Sorprende que presidenta del PP regional acusara en Puertollano literalmente a José María Barreda de «mentir como un bellaco». O sea, de ser (malo, pícaro, ruin, astuto; persona que comete delitos, que demuestra poca valentía; que cual cazador furtivo asesina ancianos por la espalda…). Un despropósito. De haber aplicado el código Castro -alcalde de Getafe- le hubiera costado 1.500 euros de multa el insulto. Sí, Pedro Castro el presidente de la FEMP que se hizo famoso por llamar «tontos de los c.» a militantes (y votantes) del PP ha promulgado esos mandamientos para castigar a quienes ofendan la honorabilidad de los concejales de su ciudad.

Y resulta doloroso que la secretaria general popular sea perseguida y abucheada por funcionarios de la Junta (en horario laboral) a los gritos de ¡traidora, traidora¡ El espectáculo político resulta deprimente. Hasta la honradez de Bono (y su familia) se ha puesto en entredicho desde abril con fuego cruzado amigo y enemigo. ¡Pim pam, pum…Bono¡
El daño a la convivencia es enorme. Si no fuera por la tragedia que se cierne sobre nuestras cabezas, diría que los políticos están sobreactuando por arañar, enm todas direcciones, un puñado de votos.

El poder sin ética, sin religión, sin mandamientos, sin valores solo conduce al desencanto. En la mitad de esta crisis perfecta, ahora, precisamente ahora es cuando han de hacerse querer y respetar los líderes políticos. Necesitamos a los mejores para sacarnos de este túnel sin salida. Pero vemos mucha mediocridad por todas partes.

Por eso es incomprensible para los castellanomanchegos que, con la que está cayendo, Barreda y Cospedal, dos políticos sensatos y centristas, hayan perdido las composturas y se hayan abrazado a descalificaciones extemporáneas en vez de explorar una tercera vía, que busque fórmulas nuevas de reducir el desempleo y la desesperanza. El Día de la Región podría ser una fecha histórica para sellar la paz y caminar juntos y en la misma dirección.

Por lo visto en las últimas horas la inacción del presidente Rodriguez Zapatero sigue incólume. Nadie lo apeará de su inmovilismo. Igualito que con las negociones (la rendición) de paz con ETA. Tanta inacción como miopía. Ejerce el tancredismo como si contara todavía con el cariño de los dioses cuando el 81% de los españoles le está diciendo claramente que es certero, sí, pero certero en el error. Por eso, hay que buscar una solución urgente: adelantar las elecciones.

Ya hemos comprobado en propia carne como el IBEX 35 no cree en Zapatero. Y algo más grave: En Europa, su sonrisa presidencial y giocondiana se ha tornado etrusca. No vende credibilidad. De ahí los ataques de los tiburones financieros. Él no se lo cree pero somos nosotros quienes padecemos su agnosticismo. Si no hace los deberes, el FMI y Bruselas se los harán. Y luego, vendrá el llanto y el crujir de dientes.

En política no hay mayor delito que el de perder el tiempo. Y ZP está en la prórroga esperando desde hace tres años un penalti milagroso en el último segundo el presidente de la nación no gobierna porque ha excluido de su diccionario las palabras deber, sacrificio, esfuerzo, sudor y lágrimas. Para él todo son derechos. Le da miedo la verdad y prefiere parapetarse en el consenso de los sindicatos que le tienen secuestrado. Desde el Gobierno y desde el Partido acusan Génova de hacer del «no» una política de tierra quemada con vistas electorales, pero el que fracciona y divide es Zapatero, ora en compañía de los nacionalistas, ora con los separatistas, ora contra el TC, ora contra el Senado. Aquel que todo lo aplaza -escribió Demócrates- no dejará nada concluido ni bien hecho. Seguro que esa sentencia la escribió el filósofo dos mil años atrás, pensando en «el Maquiavelo de León», el señor de la ceja, nacido en Valladolid.

Dunkerque: realismo sin alma/antonioregalado

Me gustan la historia y el cine. Por tanto, la historia llevada al cine siempre concita mi interés. Horas después de estrenar Dunkerque, de Christopher Nolan, pasé por taquilla para revivir “el nuevo cine europeo, realista y enternecedor. 
Decepción absoluta del primero al último fotógrafa. La película no tiene guión y, el resultado, es una ocasión perdida para explicar una retirada militar que pudo terminar en masacre. Y que aquí se queda en nada.


Buena fotografía y excelentes recursos sonoros pero la confusión lo invade todo. Al ser un film coral, sin protagonistas principales, el relato se pierde con varios episodios deshilvanados, desvertebrando toda la historia.

“Dunkerque no transmite emoción ni soledad, 

ni miedo ni ternura, elementos esenciales 

de la guerra. Una peluquería fallida, 

sin vida y alma. No es cine, ni siquiera

un buen documental”

A los nazis se le denomina en todo momento “el enemigo” y nada explica por qué se suceden los acontecimientos, porque suceder, no sucede nada.

Nadie explica qué hacen los soldados ingleses allí, ni el motivo de la evacuación sin medios ni se vislumbra la presión de los nazis. 

Los escarceos de la aviación alemana en ningún momento justifican hechos tan trágicos. Los tres aviones de la RAF son mero atrezzo sin posicionamiento y ubicación exactos para dar la sensación de que fueron decisivos en la amarga victoria del repliegue. Nolan ha querido retratar el infierno individual de los combatientes pero los ha dejado en el limbo.

Si ésta era la réplica a la versión americana de “Salvad al soldado Ryan”, tenemos que convenir en que Nolan fracasa y con él el cine europeo. 


SIN VIDA, SIN ALMA

Reitero: sin un buen guión no puede haber una buena película. La lógica del cine no admite atajos. Las vidas personales en la guerra deben ir acompañadas del sentimiento de altruismo colectivo -los héroes, incluso los anónimos, siempre salvan a la Patria-; aquí todo está superpuesto y desdibujado. La docena de barcos de pesca rescatando a soldados en alta mar eran una caricatura. Los dos oficiales de marina y de tierra no saben qué hacer ni toman el liderazgo. Alguien debe conducir a las masas y en especial en las guerras.

Por no tener, Dunkerque  no tiene ni una mala historia de amor. La ausencia de mujeres – la chica es imprescindible en toda acción-, confirma que aún habiendo una historia (real) que contar no bastan los efectos especiales ni el sonido. Es necesario un buen guión y un relato coherentes. 

Durkerque no transmite emoción ni soledad, ni miedo ni ternura, elementos esenciales de la guerra. Una peluquería fallida, sin vida y alma. No es cine, ni siquiera un buen documental.


Estás a tiempo, querido amigo, de ahorrarte 9 pavos (5,7 euros si eres pensionista) y gasta el tiempo en darte un paseo o en leer un buen libro como Patria.

Si a pesar de todo, te dejas influir por los críticos de cine como lo he hecho yo en está ocasión, después  no te lamentes, pero no digas que no lo sabías.

mitad verdad, mitad mentira

.
Mitad verdad, mitad mentira

 

POR ANTONIO REGALADO

El presidente del Gobierno Mariano Rajoy lo negó todo, incluso la verdad como cantó Sabina. Compareció ante la Audiencia Nacional en calles dado de testigo para confirmar algo inverosímil: que él no supo nunca nada de la economía del Partido Popular ni siquiera cuando fue el director de las campañas electorales de los años 1994 (Parlamento Europeo), 1995 (Municipales y Autonómicas), y 1996 y 2000 (Generales). No hace falta ser un experto para saber que la primera pregunta que hace el responsable electoral a la Jefatura Nacional es muy simple: ¿de cuánto dinero dispondremos? En base al número de millones a gastar, se diseña la campaña y se asignan los recursos para llevar el mensaje, la publicidad y las caravanas a los lugares críticos y estratégicos en los que están en juego los escaños.

¿QUIEN PAGA LA FIESTA?

La segunda pregunta que el equipo se hace es obvia: ¿quién paga la fiesta? Créditos de cajas y bancos amigos, fondos propios y… empresas simpatizantes. Es decir, el dinero B que luego habrá que devolver en forma de favores políticos. Y que no se contabiliza para que el Tribunal de Cuentas apruebe los papeles (legales) firmados por el gerente.

Afirmar rotundamente que su cometido se limitaba a lanzar contenidos y mensajes políticos sin vincularlos a las acciones de movilización, que cuestan un riñón, es hacernos comulgar con ruedas de molino. La cuestión financiera es capital en toda campaña electoral. ¿Hubiera ganado Felipe González con tan amplías mayorías absolutas sin los convolutos de Filesa, Malesa y Time Sport o las aportaciones millonarias, por informes inexistentes, del Central Hispano? ¿De qué forma las mordidas de Convergencia y Unió (Pujol y Más) han sido decisivas para llegar hasta las puertas del fascismo nacionalista? El dinero negro marca las ventajas de acceso al poder.

La corrupción ha consolidado todos los poderes (local, regional y nacional) a lo largo y ancho del territorio. Desgraciadamente.

La Gürtel (o los EREs) son la punta del iceberg de unos partidos que siempre han mirado para otro lado. Ninguno ha legislado para que se persiga a los corruptores. ¿Por qué? Porque nunca han pensado devolver lo gastado en campañas ni han reducido la maquinaria administrativa.

SIN CREDIBILIDAD

A Rajoy no se le puede creer cuando dice que nunca supo cómo y cuánto se pagó por las reformas de Génova13. ¿Quién autorizó el pago de 800.000 euros en negro? Hasta donde él sabe, -dice-, no sabe nada.¡Vaya¡ Nunca se comentó en la Junta Directiva. Insólito.

No es verosímil creer que los papeles de Bárcenas sean mentira. Y menos que él no cobrará del partido como se constata en las anotaciones. Dos dudas razonables: a): en 28 años -todo el mandato del ex tesorero popular- ¿nadie tuvo la sospecha de que se estaba haciendo inmensamente rico, una persona que nunca daba explicaciones a nadie?

¿Nadie le pedía, a su vez, cuentas? Y b): la frase del SMS presidencial, SE FUERTE. MAÑANA TE LLAMO ¿no lleva implícita una filosofía de apoyo, como diciendo: carga con el marrón, Luis, y quédate con la pasta de Suiza? ¿Blanqueaba el ex senador cántabro el dinero en B de la cúpula directiva que delata en sus papeles?

Otrosí digo: si los papeles son falsos ¿por qué el señor Rajoy y toda la cúpula popular no se querelló por falsedad para limpiar su honor como sí hizo Cospedal? Porque la secretaria general no cobró un duro. A él se debe, todo hay que decirlo, que Barcenaa abandonara el PP.l

Y, si lo  quiso decir MR es que “hacer lo que se pueda es no hacer nada”’, el autor del inmortal SMS no estaría buscando ahora una retirada “honrosa, casi honorable” del ex tesorero más bien pactada para evitar un nuevo tsunami político.

Foto:EL MUNDO

INDEMNIZACION OBSCENA EN DIFERIDO

Cuando el presidente Rajoy compareció en el Senado en la sesión extraordinaria del Congreso del 1 de agosto de 2012- si no me falla la memoria- afirmó textualmente que en ese momento, Luis Barcenas no pertenecía al partido. No dijo la verdad. Yo estaba allí. Y así lo conté. Mentir en sede parlamentaria es un pecado capital. Desde entonces, su palabra para mí vale menos que nada.

En enero de 2013 supimos que LB seguía cobrando una nómina obscena -unos 20.000 euros mensuales, como indemnización “en diferido”, que diría MDdCospedal. Cuando en la Audiencia Nacional se le preguntó al líder popular por qué, si había sido despedido, se le mantenía coche, despacho y secretaria, respondió: “Nos pareció normal”. Una inapropiada respuesta en un hombre que apela siempre al sentido común.

Si es normal despedir a un trabajador, reunirse con él (y con su esposa) para pactar una indemnización millonaria y seguir con privilegios como despacho en la sede, coche oficial y secretaria, -si eso es normal y decente en una empresa- que baje Dios lo vea. Esto no tiene lógica.

ACUSACIONES IMPRECISAS

Las acusaciones han pecado de una falta de precisión que el testigo-presidente se ha enrocado en la falacia de que en el PP la acción política y la económica son departamentos estancos. Y no se ha movido de ahí. El abogado de Bárcenas parecía un defensor más de Rajoy evidenciando que el pacto entre ambas partes se ha fraguado para que la Justicia no llegue al fondo del asunto. Paralelamente, el letrado de ADADE, Jose Mariano Benítez de Lugo, sigue en la órbita del PSOE. Tuvo una oportunidad profesional única para dinamitar la estrategia pachorra de don Mariano y se perdió en la dispersión de argumentos. Rajoy -sin retranca gallega ni riojana- se permitió recordarle que “se había equivocado de testigo”. Iba sobrado.

PEDRO Y PABLO, INCORREGIBLES

El lenguaje corporal del presidente delataba a un Rajoy nervioso e intranquilo -“aparta de mi este cáliz”, parecían decir sus manos-, porque no se terminaba de creer ni sus medias verdades ni sus propias mentiras. Pasó el trago con no demasiada dignidad.

Y apelando a ella, Pedro Sanchez apareció en carne mortal, para pedir la dimisión de Rajoy. ¡Por el bien y la dignidad de España¡ Con un par. ¿Qué España, Pedro? ¿La España socialista federal?, ¿La España plurinacional?, ¿La España asimétrica de Ximo Puch? ¿La secesionista de Puigdemont? ¿La anexionista de Urcullu? ¿La multiestatal y federalista de tus socios en Baleares?

Después de tu discurso sobre el término nación, ¿ya habéis definido el federalismo? ¿Y tú te proclamas de izquierda? ¿Defiendes sin sonrojarte una izquierda asimétrica y, por tanto, insolidaria?

¡Vaya carajal que tenéis en Ferraz, secretario general¡ Unos segundos en los telediarios bien merecen la pena para empitonar al inquilino eterno de La Moncloa, cuando olvidas -conviene recordarlo aquí y ahora- que tienes procesados a dos ex presidentes del PSOE por corrupción en todas direcciones.

Don Pablo Iglesias hizo declaraciones de condena de Rajoy antes incluso de acabar su testimonio. Lo mismo de siempre: otra moción de censura ya, para ver si ganan en los despachos lo que no son capaces de ganar en las urnas. Mismamente, como su protector y guía, el inMaduro, don Nicolás, todo un ejemplo de democracia y un defensor de las libertades.

Afortunadamente, Ciudadanos se comportó con moderación y cree que Rajoy ya tiene cita en la Comisión de investigación de la corrupción en el PP, uno de sus puntos clave para regenerar la vida pública y apoyar a un gobierno en minoría. Hizo bien Albert Rivera en no entrar en un ejecutivo contaminado.

GOLPE DE ESTADO EXPRESS

Y, mientras tanto, Puigdemont y sus catalibanes reforman el reglamento del Parlament para que se pueda aprobar una ley express sin debate -¡ojo al dato!- que permita la proclamación de la República de Cataluña el 1° Octubre. ¡Qué gran día para la derrota final! Un golpe de Estado anunciado y pagado por los constitucionalistas.

Mariano Rajoy, tras su paso por la Audiencia Nacional, en vez de decir ¡hasta aquí hemos llegado¡ que es lo que queremos oír los españoles, pide un dictamen al Consejo de Estado para ver si es legal (o no) está desconexión tan hitleriana. El dictamen podría llegar en Navidad.

¿Qué delito hemos cometido los ciudadanos para llevar casi tres lustros presididos por dos tipos tan raros-raros como don José Luis y don Mariano? Necesitamos otro Calderón de la Barca, con urgencia.

Inocente/

BAHIA DE ÍTACA
“Los tres magistrados, por unanimidad, consagra  que Bárcenas es un hombre honrado”

Inocente
Por Antonio REGALADO

El fallo, en la página 34 y última de la sentencia, no admite dudas: “Que debemos ABSOLVER Y ABSOLVEMOS a JESÚS BÁRCENAS LÓPEZ, JESÚS TERCIADO VALLS, J.A. GONZÁLEZ RUIZ, J. M. VILLAR MARTÍNEZ Y GONZALO GARNACHA ESTEBAN de los delitos que eran objeto de acusación de administración desleal, delito continuado de falsedad documental y delito continuado de estafa, con declaración de costas a la acusación particular. Así, por esta nuestra sentencia lo pronunciamos, mandamos y firmamos. ILMOS. SRES. D. ALEJANDRO BENITO PÉREZ, VICENTE MAGRO SERVET (ponente) y Doña ISABEL HUESA GALLO. Magistrados. Sección número 01 de la Audiencia Provincial de Madrid.


Cuatro años de prisión

En los antecedentes de hecho, el Ministerio Fiscal y la acusación particular pidieron para los encausados nada menos que cuatro años de prisión y multa de diez meses con cuota diaria de diez euros e inhabilitación especial para cargo público y arresto sustitutorio en caso de impago.
Jesus Bárcenas (Valdepeñas, 1953) ha sido presidente de CECAM, de CEPYME y vicepresidente de la CEOE. En los hechos probados, el magistrado ponente va desmontando todas las acusaciones, niega rotundamente que se lucrara con fondos empresariales y que vulnerase delitos tipificados en el Código Penal. Ni cobró sobresueldos ni el alquiler del coche oficial Mercedes 4564GDW, a su propia empresa, fue ilegal.

En el transcurso del juicio oral, quedó demostrado que fue CEOE y no CEPYME quien decidió todos los temas económicos de gastos y pagos. Y que nada se ha ocultado ni a la organización empresarial ni a la Hacienda Pública. Ni ha faltado un euro. Gestión impecable. Los fundamentos de Derecho dinamitan los argumentos de la Fiscalía -que actuó de forma negligente- y de la acusación particular, condenada por mala fe.

IMG_0559

Han sido tres años de procesamiento y de condena de telediarios y de opinión pública. Tres años de injusticia y de silencios para un empresario ejemplar. Conozco a Jesús Barcenas desde hace más de 20 años. Y solo le he visto involucrado en crear y crear trabajo. Ha sufrido mucho en estos tiempos difíciles. Sobre todo, cuando la crisis de 2008 desestabilizó al sector eléctrico y tuvo que despedir a “amigos de la infancia” que trabajaban en el GRUPO BARCENAS. Ser empresario, a veces, es muy doloroso.
Pocos conocen su dedicación total a la defensa de los intereses generales de los castellano-manchemos. Y menos, muchos menos, saben que es el primero en abrir su empresa a las seis de la mañana y el último en volver a casa ya entrada la media noche. Jesús Bárcenas siempre ha sido un hombre serio. Un emprendedor que ha aumentado exponencialmente el legado eléctrico de su abuelo -capitanea ya la cuarta generación de industriales en su ciudad – y también el primer ejecutivo en abandonar discretamente el Consejo de Administración de Caja Castilla-La Mancha, durante la presidencia de Pedro Hernández Moltó, al detectar que las cuentas no cuadraban.


Precio excesivo

Jesús Bárcenas ha sobrevivido a tiempos profesionales y personales muy difíciles. La justicia ha consagrado que es un administrador leal, que no ha falsificado ningún documento oficial ni privado y que tampoco es un estafador puntual ni continuo. ¿Cuánto cuesta resarcir el honor de un hombre bueno acusado injustamente de corrupto?

Empresario y corrupto. No hay peor imagen que ésa, a día hoy, en una sociedad tan mediática y tan mediocre como la nuestra.
JB ha pagado un precio excesivo por una denuncia falsa. Tremendamente falsa.

¿Cómo reparar su imagen de empresario honorable? ¿Quién debe pagar el daño moral infligido a un emprendedor ejemplar, y a su familia? Todos somos culpables.

Y yo me pregunto: ¿podrá el ex presidente de los empresarios de nuestra Región perdonar tanta maldad? Seguro que sí, porque su fe y sus convicciones (también las religiosas) son profundas. Con el rencor y la venganza no se crea un solo empleo.

El tiempo y los tribunales le han dado la razón. Bárcenas, Jesús Barcenas, es un hombre honrado. Un ciudadano inocente, como ha desvelado ABC-Toledo al acceder a la sentencia dictada, por unanimidad de los tres magistrados hace exactamente un mes. Recuérdalo tú y recuérdalo a otros. Necesitamos muchos empresarios como él. La honradez es el patrimonio de los mejores. De los elegidos, de los imprescindibles. Enhorabuena, Jesús.

arsenia tenorio/pasión por crear

EN PROPIA VOZ*- In memoriam                      

     Arsenia TENORIO / LA PASIÓN POR CREAR

______________________________________________

 

  

Por Antonio REGALADO

A los tres meses de edad, toda mi familia nos trasladamos a Montijo en la provincia de Badajoz. Allí aprendí a hablar y a aspirarla la “h”. Y digo “hacha”, y “jigo” y “jiguera”… acento que sigo arrastrando, enredado en mi lengua. Pero mi corazón es de Castilla, es de La Mancha, es de Toledo.

De pequeña pasaba grandes temporadas aquí, en Retamoso de la Jara, Toledo, donde nací el 15 de agosto. De ahí, mi nombre, Asunción. En estas calles, en estos “regueros” y riachuelos, con sus aromas de primavera y verano, yo era feliz.

Me gustaba y me gusta el lugar; es un valle rodeado de montes lleno de retamas y olivos; de tierras áridas y pardas donde mi imaginación volaba y volaba día tras día, transcendiendo los cerros en busca de otros espacios más abiertos aún. 

Me gustaban y me gustan sus gentes. Recuerdo, con devoción a mi tia Inocencia, tan mayor siempre y siempre tan generosa y hospitalaria. Su chorizo casero, hecho con sus propias manos, sabe tan la tierra que, tres décadas después, no he querido ni he podido olvidar el olor y el sabor inconfundibles de su matanza, curada con frío serranos y cariño, con mucho cariño artesano. 

En Retamoso aprendí las primeras letras; en el colegio me gustaba el color y la luz… ¿Y el dibujo? Entonces no me decía nada esa palabra; no conocía nada con ese nombre. 

Sentía transformar lo que veía; perseguía sombras, miraba las hojas moverse con los vientos… Cada tiempo tenía y tiene aún en ese pueblo pequeño y perdido, su propia luz, su reflejo propio y su propio sueño. Y yo, yo estaba allí para vivirlo en plenitud 

         “La pintura me ha hecho vivir ilusiones

         indescriptibles y hasta morir de hastío.

         Lo más prodigioso -y lo que nadie entiende-

         es que tú no eliges a la pintura; es ella

          la que te elige a ti”

La pintura, lo firmo ante la puerta de la que fue mi casa de la infancia, en este viaje ex profeso para encontrar la niñez, siempre ha sido es y será algo bonito y perverso a la vez, que nació conmigo y que conmigo morirá; algo que tuve que descubrir sin saber qué nombre tenía. Ahora sí que lo sé: se llama a creatividad. Creer y crear. La unidad. El todo. La nada. El principio y el fin. Los desiertos. El universo. Dios. El hombre. El ser humano.

Cuando empecé a pintarrajear todo lo que se me ponía por delante, siempre me regañaban: “no hagas cosas raras, y no pintes tanto que te van a decir de mote “pintamonas”. 

– Y a mí, ¿qué me importa?-, me decía.

Pintar es mi vida. Los lienzos son los hijos que nunca tuve; los colores, las sonrisas que me han negado. Cada cara sin rostro es una historia escrita contra el tiempo… personas anónimas, buenas gentes; la silenciosa mayoría, la inmensa mayoría de la habla Luis Cernuda. Seres que pasan por la vida, sintiendo ambición tan legítimas como perseguir una quimera, un ideal, un imposible las más de las veces.

Siempre he querido a las personas mucho. Con todo mi corazón y con toda mi alma. A menudo, en demasía. Quizás, porque siempre he estado muy sola… Un artista es un ser solitario. Todo el mundo debe caber en un lienzo en blanco, al atardecer. Y ese miedo escénico produce soledad… una terrible e inmensa soledad. 

Paralela y paradójicamente, cuando tomo los pinceles en mi mano siento poder. Un poder absoluto. Es un poder real, mágico, incontrolado… Un poder que te transporta hacia un lugar real también que únicamente existe en tu imaginación. Es la “cumbre”, el Everest pictórico. El mundo entero parece estar a tu alcance; tienes el mundo en tus manos. Y a tus pies. Y al llegar a la cima, vuelves a estar tremendamente sólo.

Pintar es un desafío, un desasosiego, una inquietud, una actitud cuasi mesiánica… es arrancar parte de ti mismo para volcarlo en un espacio vacío, limitado, recurrente, pero, al mismo tiempo, inmenso e infinito. Una inseguridad permanente. Todas las contradicciones las vive el artista ante la obra inacabada. Y cuando se da por terminada, vuelven de nuevo las dudas a recorrer las entrañas, buscando otras soluciones alternativas de belleza, que siempre las descubres con el paso de las estaciones. Demasiado tarde; así es cómo la ansiedad va minando el alma atardecer tras atardecer.

Luego, uno tiene que asimilar que siempre se pinte el mismo cuadro, como siempre se escribe la misma historia… Pintar o escribir es dar a luz, y, por tanto, es un parto con dolor, lo que uno lleva en las entrañas; las glorias y miserias de uno mismo. Cada obra es una confesión interminable. Y también una derrota inconfesable.

El plástico, ese plástico blanco de las bolsas al aire que tanto manipulo y tanto juego me da, me obsesiona desde la pubertad. Siempre son mujeres que esperan algún milagro en su vida daría, un milagro que nunca sucede. Esperan en todas partes y a todas horas que se llenen esas bolsas de sueños e ilusiones. Es una espera heroica e inextinguible.

           Un artista es un ser solitario.

           Todo ese mundo debe caber en un

           lienzo en blanco, al atardecer.                        

          Y ese miedo escénico

           produce soledad…

           una terrible e inmensa soledad.

  

Los verdes de mis cuadros, verdes fuertes, me sumergen en un mundo de fuerzas otidianas con trazos valientes y decididos, intentando atrapar todos los despertares. Es una reyerta contra nadie, incluso es otra manera de vivir sin ataduras. Me identifico mucho con el verde. Y con el viento.

¿Y la ternura? ¿Dónde encuentra una artista el instante eterno para la ternura? Es cierto que intento arropar mis personajes de ternura, esa asignatura pendiente de nuestra generación, curtida en los albores de la Transición y en las libertades sin ira. Que lo consiga, es otra cosa. Pero, a fe que lo intento desesperadamente.

Desde mi adolescencia, quería llegar hasta Bellas Artes. Allí -me decían- enseñaban a ser pintor y yo quería pintar, sobre todo pintar; más que ninguna otra cosa, pintar.

Llegué a Madrid, me acogieron unos parientes, pero en realidad aproveché para encontrar trabajo en el Hospital Clínico y preparar mi ingreso en la Academia de Bellas Artes De San Fernando.

Comenzaba el día a las 6:30 de la madrugada y regresaba exhausta a casa a las 10 y media de la noche. La situación se hacía insostenible así es que decidí simplificar mi vida: hospital -un hospital con niños- o pintar. Pintar soñando o, quizás, soñar pintando. Tal vez morir… de amor a los colores.

Cada vez que paso por la plaza de Cristo Rey, me hago la misma pregunta: ¿qué hubiera sido de mí si no hubiera tomado la decisión de romper con todo el mundo sanitario y nunca hubiera podido pintar?

– En verdad, no acierto a responderme. Aún hoy, después de cientos de lunas sobre los océanos, veo dibujado en mi pasado momento exacto en el que decidí solo trabajar para comer y dedicar el resto del tiempo a los pinceles. 

-¿Qué impulso interno determinó mi vida y en qué instante? No debió ser fácil aquella decisión desdibujada todavía en mi mente y en mi corazón, pero bendita sea.

Descubrí entonces a Chagall, a Paul Klee a Bacon y a Naranjo; y a Barjola, a Mondrián, a Gross y a Gris. Simultáneamente entraron de golpe en mi vida, el teatro conceptual, el templo de El Prado y, cómo no, las genialidades de Pablo Picasso y de Salvador Dalí.

Conocí luego a Juana Mordó en unas circunstancias especiales; Juana sabía lo que era el arte y Gloria Fuertes me descubrió toda su humanidad. También conocí al maestro Benjamín Palencia en las tertulias de Toisón Y el escultor Juan de Ávalos.

Vas de un artista a otro; vives y sientes cada forma, cada estilo… y disfrutas; y el alma… se te va abriendo en canal.

Y, mientras me emborrachaba de pintura con todos los acentos y formatos, discurría ante mí la sociedad decadente del franquismo. Se respiraba en aquel Madrid de los sesenta la falta de libertades e injusticias. Y en ese escenario, llega el amor primero y, a renglón seguido, los desengaños e incluso el desamor. Tiempo para desencuentros interiores. E ibas quedando así “marcada” para siempre…

            Gracias a la vida, pese a todo.

            He hecho lo que he querido.

            Soy lo que quise ser.

            Y me siento pintora, solo pintora.

Creí, en todos los errores. Y -lo que es peor- permanezco en ellos todavía, porque la pasión enajena los sentidos. Y obnubila las conciencias. Por ello, incluso a pesar de ello, pintar se ha convertido para mí en una enfermedad enamorada.

He recibido premios y honores en Arco (Madrid), Singapur, Amsterdam, Chicago… y decepciones sonoras y silencios que me persiguen como sombras chinescas.. Luces sin sombras. He ahí el secreto. Así es mi trabajo; Así es mi vida.

La pintura me lo ha dado todo y todo me lo ha robado. No hay término medio ni virtud en este oficio de “ajuntar colores, formas y sentimientos”.

Mis obras favoritas son, Bodegones para Singapur, Vida de Isabel Mora, Exposición sobre El Quijote y Exposición sobre el plástico. Y los toros.

Mi dedicación al mundo del toro no fue casual: la atracción fatal con el arte de Cúchares me viene de pequeña; me apasionaba el color de la Fiesta, el valor de los matadores, la sangre, la vida, la muerte… Es una ceremonia de colores imposibles que degusto temporada tras temporada, principalmente en la plaza de las Ventas, en la catedral de la Tauromaquia. Un espectáculo de riesgo y de lucha tan cruel y real como la misma vida. Un universo del que merece la pena levantar acta porque su arte se escribe con sangre y arena.

Ahora resido aquí, en Quero, Ciudad Real, en el corazón de La Mancha, al sur del sur de Madrid, casi en la mitad de la nada. Desde esta llanura inmensa viajo asiduamente a la capital del Reino para ver cómo y por donde se mueve el mundo de los colores, de los pinceles y de los marchantes. Viajo por no morir de hastío. Mi mundo está limitado por las cuatro paredes de mi estudio donde trabajo en libertad sueños libertad e, incorregible de mí, sigo equivocándome en libertad.

Me quedan media docena de amigos -ninguno dedicado ni al arte ni a la vanidad- y me sobran otoños, muchos de ellos perdidos. Me falta tiempo, – el tiempo es el mayor dictador en especial para las mujeres-, para regalarme un descanso con despertares placidos bajo las lunas de los mares del sur.

Solo, eso sí, para tomar impulso y seguir pintando, porque para mí, pintar es una batalla permanente por la creatividad y ya aprendimos hace tiempo que mientras se lucha no se fracasa.

Perdonen las molestias, mis queridos amigos, por este monólogo tan excesivo. Pongo aquí y ahora punto y final a este autorretrato casi en blanco y negro, escrito en cuartillas como las de antes, con los pinceles de la honradez empapados en los colores etéreos de la sinceridad. Yo apenas sé escribir, bien lo sabéis; solo junto sobre un lienzo colores y volúmenes que me han encadenado durante cuatro décadas a un caballete. Gracias a la vida, pese a todo. He hecho lo que he querido. Soy lo que quise ser. Y me siento pintora, solo pintora. Mi privilegio es que, como explicaba el principio yo no elegí la pintura; fue la pintura la que me eligió a mí.

En cuanto a mi firma… a todos debo una explicación. Y hoy quiero darla; Arsenia es el nombre de mi madre; además de robarle el nombre le he robado su segundo apellido, Tenorio. Para mí era todo un personaje. Irrepetible. Era -lo confieso- mi personaje favorito. Asunción es solo el recipiente. Gracias, madre. Y gracias a todos los dioses por haberme sido tan propicios. 

 ________

* Guión literario del programa EN PROPIA VOZ, emitido en TVE-

* CASTILLA-LA MANCHA en junio de 2001.